Daños colaterales en el sector de telefonía móvil a causa de la inflación

148
Inflación afecta a empresas
Canva

El 80% de la población con líneas prepago de telefonía móvil pueden verse afectada por la inflación

El aumento de precios aún no ha afectado a los servicios de telecomunicaciones por la inflación, sin embargo esto podría suceder y causar daños colaterales. En diciembre, el costo por servicio de internet para los usuarios apuntaba en promedio 112.8 pesos, demostrando un aumento de 2.5% respecto al mismo periodo pero de 2020, esto según datos del Inegi.

Los paquetes de telefonía, internet y televisión de paga, conocidos como triple play, tuvieron un costo de 96.5 pesos, un aumento de 0.41%, mientras que la televisión restringida subió 3.5%. Todas las tarifas de los servicios de telecomunicaciones estuvieron por debajo de la inflación, que se ubicó en 7.36%.

El sector sí que registró precios elevados durante 2020 y en algunos tramos del año pasado en promedio un 9.5% más respecto a los 102.9 de 2019. Pero en el año previo a la pandemia, se notó un incremento por encima de la inflación, que cerró octubre en 6.2% a tasa anual, debido al incremento de la demanda y la necesidad de inversiones, así como el efecto de la inflación en las empresas.

Aunque el alza de la inflación no se refleja en la economía de los consumidores que pagan por los servicios de telecomunicaciones, para las compañías que brindan el servicio sí sufrirá afectaciones. Brian Rodríguez, analista de Monex comento que, “Esto se deberá al impacto a nivel de costos para todas las empresas, lo cual hará que veamos aumentos en las tarifas. Sin embargo, históricamente los incrementos en los precios de este sector no tienen un aumento por arriba de la inflación”.

A través de un reporte de ‘Contratación y Patrones de Consumo de los Usuarios de Servicios de Telecomunicaciones Fijas antes y durante la pandemia’, realizado por Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), se destacó que el gasto promedio de los usuarios para el servicio de internet fijo es de 482 pesos; para televisión de paga se pagan 430 pesos; en cuanto a los servicios móviles, se desembolsan entre 148 pesos y 766 pesos.

inflacion en prepago metv
Empresas de telecomunicaciones afectadas por inflación. Foto: Canva

Con la inflación que se advierte para este año, la economía de los usuarios se ve cada vez más “apretada”, así que se recomienda priorizar gastos, incluso dentro de telecomunicaciones.

El analista de la consultora The Ciu, Gonzalo Rojón, detalla que uno de los servicios de telecomunicaciones que será afectado es el de la telefonía móvil dentro de la modalidad de prepago, ya que el internet fijo ya se volvió indispensable para continuar con las actividades del trabajo y de la escuela, y la televisión de paga, así que habrá usuarios que prefieran pagar esa modalidad y dejar la del plan para celular o por lo menos reducirlo. En el caso de la televisión podrían seguir pagando pues en su mayoría viene en paquete con el servicio de internet fijo.

“Hay ciertas prioridades y empiezan aumentar ciertos productos de la canasta básica. Ahora deberás redistribuir tu ingreso de acuerdo con las necesidades que se tengan y es ahí en donde las personas deberán también redistribuir su gasto. En donde habrá haber una mayor afectación es precisamente en la parte de recarga. Si antes hacían una recarga de 100 pesos, tal vez ahora recarguen 80”, señaló Rojón.

Según datos de The Ciu, el 81.2% de los usuarios tiene paga una línea de prepago, o sea que 106.7 millones de mexicanos realiza recargas telefónicas para acceder y navegar en internet desde su dispositivo móvil. Otro dato importante es que el 35% de las líneas de prepago compra recargas de hasta 50 pesos y un 6% de 30 pesos hacia abajo.

De acuerdo con los analistas las líneas prepago no sufrirán tantos cambios y afectaciones; pues corresponden a un sector de la población que puede costear los servicios de conectividad a pesar de la inflación.

Según se estima por los analistas que la inflación se estabilizará hasta la segunda mitad de 2023, por lo que este año aún se estiman daños colaterales de aumento de precios.

También lee: Microsoft compró Activision Blizzard y ya es dueña de Call of Duty y Candy Crush