Compara el crédito para adquirir vivienda que mejor te convenga

Entre el crédito de Infonavit y el bancario hay diferencias, por eso es importante analizar el que te conviene más.

19
Compara el crédito para adquirir vivienda que mejor te convenga
Foto: Pixabay

Antes de adquirir tu departamento, es necesario que te asesores para saber la forma en que lo compraras y cuál es el mejor crédito que te acomoda entre el bancario, o el del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit).

Fernando Soto, director de Tu Hipoteca Fácil, la cual se especializa en el asesoramiento hipotecario, habló en entrevista para Forbes sobre las ventajas y de cada uno de los créditos.

Crédito Infonavit

De acuerdo con Soto, el crédito que ofrece Infonavit es para quienes tienen un empleo formal y cotizan en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), lo que se traduce en que las aportaciones son hechas por su patrón.

Te puede interesar: ¿Quieres casa?, ve por qué un crédito Infonavit es buena opción

Aunque recomienda este crédito para quienes se encuentran en mal estado en el Buró de Crédito, ya que el Infonavit considera que todos tienen derecho al financiamiento sin importar su estado en este.

También lo sugiere a las personas que sólo necesiten menos de 300,000 pesos, tomando en cuenta que es un trámite menos tardado con el Infonavit que si lo solicitas en un banco.

Sin embargo, hay que tomar en cuenta que el Infonavit bajará el afondo del crédito, ya que no lo financiará todo; es decir, si requieres el 70 % del valor de la vivienda, tal vez sólo te otorgue el 65 %.

Compara el crédito para adquirir vivienda que mejor te convenga
Foto: Pexels

Crédito bancario

Siendo que la tasa del crédito Infonavit es cercana al 10.45 % si tus ingresos son mayores a los 18,000 pesos al mes, los financiamientos bancarios resultan convenientes porque van entre 7.75 % y 10 %, dependiendo el perfil de la persona.

El plazo del crédito bancario es de 20 años como máximo, contrario al del Infonavit, que es de 30 años, lo cual se traduce en una diferencia en el pago de los seguros e intereses, por lo que, al pagar tus mensualidades, será más el dinero que se vaya a la deuda y no a los intereses.

Con información de Forbes


En Vivo