Emiten alerta máxima por vapeadores

32
alerta por vapeadores
alerta por vapeadores

¿El acetato de vitamina E en vapeadores puede ser mortal?

Los vapeadores contienen sustancias carcinógenas y tóxicas que representan un grave riesgo a la salud para quienes los usan, por lo que la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) emitió una alerta sanitaria máxima en contra de estos productos.

La Secretaría de Salud se sumó a la alerta para advertir que los vapeadores son un gran riesgo a la salud de personas que las utilizan, por tal motivo ambas dependencias diseñan una estrategia para prevenir riesgos y fortalecer acciones de control sanitario a estos productos.

Uno de los riesgos graves en el uso frecuente de los vapeadores, se constituye en el acetato de vitamina E una sustancia carcinógena y tóxica que puede ocasionar enfermedades respiratorias agudas e incluso la muerte.

Muchos fumadores han migrado al uso de los vapeadores como un camino inicial para dejar de fumar, pero en lugar de dejar esta adicción por completo, se han convertido en consumidores habituales de cigarros electrónicos. También hay un porcentaje elevado de consumidores duales, es decir, consumen tabaco y también vapean.

Si bien los daños que ocasiona el cigarro “clásico” son extensamente conocidos y abordados, aquello ocasionados por vapear recientemente salen a la luz, ya que desde su lanzamiento se publicitaron como un método seguro y más “saludable” para dejar atrás el tabaco, algo muy lejano a la realidad.

Un estudio realizado y compartido a la autoridad sanitaria por el Centro de Prevención y Control de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés) mostró la presencia de acetato de vitamina E en más de 35 muestras de personas fallecidas que consumían dispositivos de vapeo como cigarros electrónicos.

imagen destacada wordpress 74
vapeadores

La Cofepris anunció tres acciones contundentes para prevenir daños a la salud por esta causa:

  • Fortalecer las acciones de vigilancia sanitaria, incrementando el número de visitas de verificación, principalmente en lugares donde potencialmente podrían ser consumidos por menores de edad.
  • Reforzar la capacitación de autoridades sanitarias de las entidades federativas sobre control sanitario de este tipo de productos y los establecimientos que los venden.
  • Implementar la Jornada Nacional de Denuncia Sanitaria enfocada en promover la vigilancia y los reportes ciudadanos sobre máquinas expendedoras y puntos de venta que comercialicen estos productos.
imagen destacada wordpress 75
Vapeadores

El uso de los vapeadores en cifras

En México hay por lo menos 160 mil usuarios de vapeadores y cerca de un millón de adolescentes ha probado alguna vez un cigarro electrónico, vapeador o E-Cig.

Cuatro millones de adultos lo han utilizado al menos una vez, pese a no estar avalado por la Secretaría de Salud como alternativa para dejar de fumar y se considera que causa una nueva enfermedad, trastornos de lesión pulmonar asociada al vapeo, clasificada por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El consumo en el país va en aumento pese a que el uso de estos aparatos por menores de edad está prohibido y desde 2008 su comercio, venta, distribución, exhibición, promoción y producción tampoco están permitidos.

La industria del tabaco está creando nuevos dispositivos y productos que buscan la perpetuación de la adicción a la nicotina, principalmente entre adolescentes, a pesar de que se promueven como opción para dejar de fumar, la mayoría de los usuarios menores de edad no había consumido tabaco convencional antes.

imagen destacada wordpress 76
vapeadores

De acuerdo con datos de la Secretaría de Salud y Conadic, los E-Cig permiten calentar líquidos, en su mayoría con nicotina –considerada una de las sustancias más adictivas– saborizados, que generan un aerosol que el usuario inhala.

Los llamados e-líquidos –de los que existen 15 mil sabores registrados, muchos atractivos para los adolescentes– y el aerosol que produce contienen múltiples sustancias tóxicas, como glicoles, aldehídos, formaldehído, compuestos orgánicos volátiles, nitrosaminas específicas del tabaco y metales como níquel y plomo, todos con efectos nocivos para la salud.

En México hay un mercado ilícito de cigarros electrónicos y vapeadores, además de un comercio abierto que permite su venta en grandes almacenes y plazas comerciales.

También lee: Conoce 4 puntos clave para invertir en fondos cripto